Una de géneros

Si hay algo frustrante para los estudiantes británicos cuando comienzan a aprender un segundo idioma, es cuando se encuentran con la característica del género gramatical. El concepto de que los nombres pueden ser femeninos, o masculinos, les parece muy difícil de interiorizar. El idioma inglés es uno de los pocos idiomas indo-europeos que no tienen nombres con género. O más bien, que ya no tiene.

Como el inglés es el hijo bastardo de una variante antigua del Alemán, hace tiempo solía tener tres géneros. Pero después de la conquista normanda, se perdieron. En mi experiencia, el reto de los hablantes nativos de inglés no es en sí, la existencia del género gramatical, sino toda la energía mental que gastan en sus futiles intentos de encontrarle una lógica. Una vez más: NO. TIENE. LÓGICA. Es como el tiempo, O como los impuestos. O como lo que le sucede a los calcetines en la lavadora

En alemán, por ejemplo, la palabra “hombre” (Mann), y “mujer” (Frei) son respectivamente masculinas y femeninas.Sin embargo, la palabra alemana Weib, que es una palabra alemana antigua (y en el lenguaje moderno, vulgar) que significa “Mujer” -Muy parecida al “wife” inglés- es en realidad, neutra, y NO femenina.

La palabra alemana para “niña”, Mädchen, también es neutra, aunque sí que tiene cierta lógica en este caso, puesto que es el diminutivo del femenino Maid (criada, sirvienta), y en alemán, todos los diminutivos son neutros.

Y, en español, hay problemas incluso más paradójicos: Las palabras que designan los genitales masculinos y femeninos…. son femeninas, y masculinas, respectivamente, y no al revés, como podría esperarse.

En la cabeza del hablante de inglés, este tipo de cosas son una completa locura. Y también causan muchas sorpresas cuando los nativos de una lengua de géneros, aprenden otra lengua con géneros…. ya que raramente suelen coincidir. Un amigo español mío me contaba cómo una vez, estando en alemania, se encontró con unos baños que en vez de tener la imágen clara de hombre y mujer, tenían la imagen de un sol y de una luna. En alemán, el sol es femenino (die Sonne), y la luna es masculina (der Mond). En español es al revés, así que podéis imaginaros el resto de la anécdota…

 ed80808314d12584ddf8c412f87caa92

Anuncios

Publicado por

soynube

¡Hola! Soy Nube, tengo 23 años, vivo en Irlanda y me encantan los idiomas, los libros y las series de televisión. Hace tiempo que quería empezar un blog pero no sabía muy bien sobre qué tema escribir. Así que he decidido que escribiré de lo que se me pase por la cabeza, para intentar darle un orden a mis pensamientos y descubrimientos y a la vez, poder guardarlos en un sitio público donde otras personas puedan leerlo y, quizá, disfrutarlo. https://soynube.wordpress.com

Un comentario sobre “Una de géneros”

  1. Wau! Que interesante de verdad, increíble como algo que tan “normal”, como nuestro idioma, independientemente del que hables, se convierte en un sufrimiento para otros. Personalmente me ha costado mucho aprender inglés, me peleo mucho con el pragmatismo. Pero me ha dado mucha risa la anécdota de tú amigo en Alemania, seguro que yo hubiera entrado a “la luna”.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s